¿QUÉ ES LA DISFAGIA?

La disfagia es un trastorno de la deglución caracterizado por una dificultad en la preparación oral del bolo o en el desplazamiento de la boca hasta el estómago.

Las principales complicaciones de la disfagia son:

a) Disminución de la Eficacia de la Deglución:

  • Malnutrición
  • Deshidratación

b) Disminución de la Seguridad de la Deglución:

  • Obstrucción vía aérea
  • Aspiración
  • Neumonía

¿QUÉ PACIENTES PUEDEN SUFRIR DISFAGIA?

  • Enfermedades neurológicas no progresivas: ictus, traumatismo craneoencefálico,…
  • Enfermedades neurodegenerativas: enfermedades mentales, Parkinson,…
  • Envejecimiento.
  • Enfermedades/cirugía de cabeza y cuello: Parálisis laríngea, cirugía, radioterapia.

SIGNOS Y SÍNTOMAS PARA DETECTARLA:

  • Rechazo a la comida o bebida.
  • Babeo. Pierde parte del alimento, se le cae fuera de la boca.
  • Pérdida de fuerza en la masticación.
  • Dificultad para formar un bolo adecuado.
  • Restos de alimentos en la boca.
  • Presencia de tos durante la ingesta o después de ésta.
  • Cambios en la voz después de la deglución.
  • Alargamiento del tiempo de la comida.
  • Degluciones fraccionadas.
  • Regurgitación del alimento hacia la nariz
  • Carraspeo frecuente.
  • Aumento de mucosidad.
  • Pérdida de peso.
  • Picos febriles de origen desconocido.
  • Infecciones respiratorias de repetición
  • Neumonías en los últimos meses.

Si su familiar presenta alguno de los síntomas anteriores desde el Servicio de NeuroRehabilitación de Hospitales Nisa le recomendamos:

“Acudir al médico de cabecera para que les derive al especialista y se realicen las pruebas médicas pertinentes para pautar una deglución segura y eficaz personalizada”

 

Sin Comentarios

Responder