Riesgo de los refrescos

riesgos del consumo habitual de refrescos

Tras ver el último spot publicitario de Coca Cola ¿y si nos levantamos? el cual intenta fomentar el deporte y quieren hacernos ver la relación positiva de llevar una vida poco sedentaria con el consumo habitual de su producto. Por eso, nuestro dietista-nutricionista os quiere comentar los efectos negativos que provoca un consumo a largo plazo de refrescos azucarados y el aumento de un 20 % de padecer diabetes tipo 2 en un futuro.


¿Por qué debemos evitar las bebidas de cola? Por todos estos motivos:

1) Por su alto contenido en azúcar. Es uno de los ingredientes de las bebidas refrescantes, porque contienen 10,6 g por cada 100 ml de azúcar, lo que equivale a unas 3,5 cucharadas soperas rasas por lata. La misma Coca-Cola, con una campaña de anuncios en los EE.UU., recomienda que sus bebidas se tomen con moderación .

2) Porque causan intolerancias alimentarias. La doctora en Farmacia y especialista en Medicina Antienvejecimiento, Gloria Sabaté, asegura que las bebidas de cola las provocan. La causa de este hecho la encontramos en la nuez de cola, que es con el que se hacen los refrescos, y que se parece (en cuanto a apariencia) a la nuez moscada. “Si se ingieren bebidas de cola está favoreciendo la permeabilidad intestinal, que a su vez permite la entrada de bacterias o toxinas”.

La permeabilidad intestinal puede producirse también por alguno de los ingredientes de las bebidas de cola y refrescantes, los ácidos fosfóricos, denominados a veces en las etiquetas con el nombre de agua carbonatada. Si se crea la permeabilidad intestinal, el cuerpo reaccionará a otras proteínas alimentarias, alimentos habituales, para que se filtran a través de la barrera intestinal y, por ello, aparecerán las alergias alimentarias. Así pues, beber una bebida de cola es como si nos perforásemos el intestino.

3) Por los colorantes y por la cafeína. El colorante E-150D, E-338 o aromas naturales (incluida la cafeína). Para empezar, los expertos recuerdan que la cafeína es adictiva, y si las bebidas de cola contienen, en consecuencia, también lo son. Además, el E-150D es el colorante del caramelo, que da el color oscuro de la bebida, que deriva de una fuente de productos que son alérgenos habituales, como la lactosa, la dextrosa o el jarabe de malta.

Una lata de cola de 330 ml contiene 33 ml de cafeína mientras que un café largo (150 ml) tiene de 58 a 200 ml; un té (190 ml), de 36 a 42, y una taza de chocolate caliente (225 ml ), de 7,5 a 30 ml.La cafeína es un estimulante del sistema nervioso central.

4) Por último, nutricionalmente, además del azúcar, las bebidas refrescantes no contienen ningún nutriente. Aún más, si se toma una bebida de este tipo, sobre todo antes o durante las comidas, puede provocar que se desplace el consumo de otros alimentos. Es cierto que “las bebidas refrescantes no quitan la sed”, y por eso mismo no hay que beberla con las comida.

Si quieres profundizar sobre éste u otros temas nutricionales, no dudes en contactar con nosotros.

Responder